¿Cómo hago el mantenimiento a mi remalladora?

Aquí explicamos como hacer el mantenimiento de su remalladora

Por el hecho de cortar la tela, una remalladora se ensucia antes que una máquina de coser.
Limpiar la máquina regularmente por este motivo  es muy importante; puede quitar la mayoría del polvo con un aspirador y después repasar con un cepillo blando o soplar con un spray de aire (obtenible en una tienda de ordenadores).
Para quitar el polvo de los discos de tensión, puede hacer algunos nudos en un hilo de coser y hacer pasar el hilo unas cuantas veces por los pliegues de los discos.
Es importante engrasar la remalladora con aceite especial para máquinas de coser en los lugares indicados en el manual.
Utilice agujas adecuadas para cada tipo de tejido (agujas stretch para tejidos elásticos, agujas jeans para vaqueros,…).
Introducir las ajugas siempre hasta el tope (la aguja izquierda siempre estará un poco más alta que la derecha).
Cuchillos: cada máquina remalladora siempre tiene un cuchillo inferior y superior,  los cuchillos siempre tienen que estar bien afilados.  Al cambiar los cuchillos, preste atención de que el cuchillo inferior este un poco por debajo de la placa.  Cuando el cuchillo superior  se encuentre en la posición más baja, este tiene que coincidir con el cuchillo inferior.

‹ Volver a la vista general